Bocaracá o Víbora de pestañas

(Bothriechis schlegelii) La Bocaracá o Víbora de pestañas, es una serpiente venenosa que habita en el centro y el sur del continente americano. Pertenecen al grupo de víboras de foseta y su característica principal son sus “pestañas” situadas sobre los ojos.

Es conocida por varios nombres entre los cuales están: oropel, terciopelo de pestañas, bocaracá y víbora de pestañas.

Características

Serpiente Bocaracá

Es nombrada por su conjunto único de escamas en la parte superior de sus ojos que parecen pestañas; no se sabe que propósito tienen esas escamas.

Su color varía dependiendo de la zona en donde habita. Las serpientes de color marrón viven cerca de la corteza de los árboles, las de color verde en la vegetación y las de color amarillo, viven alrededor de los bananos o vegetación del mismo color. El camuflaje de la bocaracá, les sirve para esconderse de los depredadores y para emboscar  a sus presas.

El tamaño promedio de la víbora de pestañas es entre 45 y 75 centímetros; siendo las hembras un poco más grandes que los machos. Su cabeza es ancha y triangular. Al igual que todas las víboras de foseta, tiene la capacidad de percibir  el calor de sus presas.

Habitad de la serpiente bocaracá

Víbora de pestañas

Habita en las selvas tropicales y húmedas de centro América y algunos países de Sudamérica. Se pueden encontrar cerca de fuentes de agua, donde caza y toma el sol. Son culebras arborícolas, por esta razón viven en árboles, palmas o enredaderas alejadas del suelo; donde esperan a sus presas.

Comportamiento

Víbora de pestañas

Es de hábitos nocturnos y pasan una gran parte de su vida en los árboles. Tienen una cola prensil (una cola que puede agarrar objetos); que les permite desplazarse entre los arboles con mayor facilidad. Antes de atacar prefiere retirarse, pero si es acorralada puede ser muy agresiva.

Dieta

La Bocaracá o Víbora de pestañas

La Bocaracá o Víbora de pestañas es un depredador de emboscada. Escogen un lugar donde suelen pasar animales y esperan pacientemente a que su presa pase. Su dieta la componen principalmente de aves pequeñas, roedores, lagartijas y algunas ranas.

En ocasiones los jóvenes usan su cola de señuelo; moviéndola lentamente simulando ser un gusano y esperan a que un ave se acerque a comerlo.

Veneno de la víbora de pestañas

El veneno de la víbora de pestañas es hemotóxico, lo que significa que tiene toxinas que destruyen los glóbulos rojos.

Las mordeduras por esta culebra no son frecuentes y las victimas mortales, son aún más raras. Las personas que mueren  a causa de su veneno son principalmente niños.

Los síntomas más frecuentes incluyen mareo, dolor intenso, vómito, hinchazón, necrosis leve y dificultad para respirar.

Entradas Relacionadas